Sudamérica juega fecha con dientes apretados

Agencia PL

Antes de la medianoche de hoy habrá fiestas y lamentos en buena parte de América del Sur, con celebraciones aseguradas en Brasil y Uruguay, y la respiración entrecortada del resto por culpa del fútbol.

Lo de Brasil (38 puntos) es fácil de explicar. Desde hace tiempo está clasificado para la Copa del Mundo de Rusia 2018 y su presentación en Sao Paulo es más bien una despedida frente a sus hinchas. Sin embargo, su rival, Chile (26), se juega la vida.

Uruguay (28) va prácticamente por un trámite contra Bolivia (14). Nada puede sacar a los charrúas de la cita del orbe en tierras rusas aunque para hacerlo con todas las de ley se asegurarán como mínimo de un empate.

Para evitar dobles lecturas, todos los árbitros principales de esta noche serán brasileños, a excepción del duelo de Sao Paulo, donde dirigirá las acciones el ecuatoriano Roddy Zambrano.

La FIFA y la confederación sudamericana de balompié también hicieron ajustes para que todos los partidos se desarrollen a la misma hora y así evitar especulaciones. De todas formas, no faltarán suspicacias.

Para los chilenos, monarcas de las Copas América de 2015 y 2016, sólo sirve una suerte de milagro, empatar o triunfar, algo que nunca antes lograron frente a la verdeamarella en canchas del gigante sudamericano.

Si bien el rango de la Roja ha subido, se resentirá de las ausencias en el mediocampo de Arturo Vidal (acumulación de tarjetas), Charles Aránguiz (lesionado) y Marcelo Díaz (no convocado).

Necesita Chile de todo el virtuosismo de Alexis Sánchez, el Niño Maravilla, máximo goleador histórico, del blindaje de Claudio Bravo en la portería y algún chispazo de experimentados como Felipe Gutiérrez, Jean Beausejour o Eduardo Vargas.

Esquiva en las tres últimas jornada de la eliminatoria, la lógica concede las mejores oportunidades a Paraguay (24) frente a Venezuela, si bien la vinotinto logró inesperados empates ante Argentina y Uruguay.

El éxito de los guaraníes los colocaría con un pié adentro de Rusia 2018 con 27 puntos, el mismo guarismo mágico al que aspira Chile de igualar con Brasil.

Luego, el tan esperado despertar de Argentina (25) tiene cita en Quito con la misión ineludible de imponerse a Ecuador. Hay escozor en la FIFA ante la posibilidad real de una Copa del Mundo sin Lionel Messi.

Para completar el cuadro, choque de trenes en Lima, Colombia (26) versus Perú (25). Los cafeteros tienen todavía la capacidad de soñar si empatan, pero a los incaicos no les queda otra que ir en busca de la victoria.

Una fecha que será inolvidable en los anales del fútbol sudamericano.