El resurgir de Rose

AFP

El armador Derrick Rose anotó 50 puntos y los Minnesota Timberwolves derrotaron el miércoles 128-125 a los Utah Jazz mientras LeBron James le dio un triunfo agónico a Los Angeles Lakers 114-113 ante los Dallas Mavericks.

Rose, Jugador Más Valioso de la NBA en el 2011 con los Chicago Bulls, ha vivido desde entonces numerosas lesiones de gravedad en sus rodillas que lo han relegado al banco en los Wolves.

Sin embargo, este miércoles, sin el base titular Jeff Teague ni el escolta estrella Jimmy Butler, Rose se echó al equipo a la espalda para superar a unos Jazz en los que el director de juego español Ricky Rubio no pudo frenar a su rival directo, quedándose en cinco puntos, cinco asistencias y seis pérdidas de balón.

Rose firmó una serie de 19 de 31 en el tiro, incluyendo cuatro de siete triples, más cuatro rebotes, seis asistencias y dos robos de balón.

El encuentro estuvo igualado hasta los últimos compases, cuando varias canastas consecutivas de Rose terminaron por desnivelar la balanza a favor de los locales.

El pívot de origen dominicano Karl-Anthony Towns fue el escudero perfecto de Rose al firmar 28 puntos y 16 rebotes.

Por los Jazz hasta seis jugadores superaron la decena de tantos, entre ellos el pívot francés Rudy Gobert, con 22 y 13 capturas, y el escolta de segundo año Donovan Mitchell (26).

Con el triunfo, los Timberwolves recuperan el 50% de victorias con un balance de 4-4 mientras los de Salt Lake City se quedan en 4-3.

– Decisivo –

En Los Ángeles, los Lakers gozaron de una ventaja de 17 puntos al final del primer cuarto (38-21) frente a Dallas pero tuvo que ser LeBron James desde la línea de tiros libres el que definiera la contienda al final (114-113).

Los californianos cedieron el último parcial (20-32) y “El Rey” apareció cuando su equipo más lo necesitaba para sumar el tercer triunfo de la campaña, por cinco derrotas.

El alero finalizó el choque con 29 puntos y el resto del quinteto también superó la decena pero apenas encontraron apoyo del banco, con únicamente 22 tantos de los suplentes.

Por los Mavericks, el puertorriqueño brilló en su labor de sexto hombre con 15 puntos y 10 asistencias en apenas 24 minutos, insuficientes para dar la victoria a los suyos.

En Chicago, los Denver Nuggets (6-1) sufrieron hasta el final para poder celebrar en casa de los Bulls, uno de los coleros del Este (2-6).

El pívot serbio Nikola Jokic rozó el triple-doble al acabar el choque con 22 puntos, 12 rebotes y nueve asistencias, mientras que su compañero en la zona, Paul Millsap, decisivo con un palmeo en la última jugada del partido, se marchó con 19 y seis capturas.