Dodgers ganan en juego mas largo de una Serie Mundial

Dodgers de Los Ángeles consiguió hoy su primer éxito en la Serie Mundial de las Grandes Ligas de béisbol estadounidense al doblegar 3-2 a Medias Rojas de Boston en 18 innings.

Un cuadrangular de Max Muncy dejó al campo a los perdedores y puso punto final al juego más largo de la historia en esta instancia, cuya primera edición se desarrolló en 1903.

De acuerdo con datos del torneo, nunca antes 46 peloteros, 23 por cada conjunto, participaron en un duelo de tales características, el cual se prolongó siete horas y 20 minutos.

Con este resultado, Boston, el club líder de la etapa regular y favorito a ceñirse la corona del Big Show en 2018, siente el asedio de sus rivales, dueños de dos derrotas en la pugna al mejor en siete desafíos.

‘Los esquivadores’, víctimas de Astros de Houston el pasado año en esta fase, inauguraron la pizarra del Dodger Stadium en el tercer inning por cuadrangular de Joc Pederson ante el abridor Rick Porcello, a quien le faltó un out para completar cinco capítulos.

Con esa ventaja mínima para los anfitriones, defendida magistralmente por el pitcher novato Walker Buehler a lo largo de siete episodios, en los cuales permitió solo dos imparables, llegó el octavo acto, y entonces se produjo el abrazo 1-1.

Jackie Bradley Jr. fue el responsable de dar vida a ‘los patirrojos’ al conectar bambinazo frente al cerrador Kenley Jansen, de Curazao.

Así, el juego prosiguió hasta el inning 13, cuando Medias Rojas logró irse arriba por boleto a Brock Holt, robo de base, y un hit del dominicano Eduardo Núñez por el pitcher Scott Alexander, quien tiró mal a primera base y facilitó la anotación.

La igualada de Dodgers se produjo por cuatro bolas a Muncy, un elevado de foul al antesalista Núñez, quien capturó la pelota y cayó a las gradas lo que permitió avanzar 90 pies al hombre de la inicial, y un roletazo por segunda del cubano Yasiel Puig.

El camarero Ian Kinsler capturó el batazo de Puig, que quedó como sencillo en la hoja de anotación, pero su lanzamiento para lograr el que pudo ser el último out del duelo fue desviado y se produjo el 2-2.

Después se celebraron cuatro episodios y medio hasta el vuelacerca decisivo contra Nathan Eovaldi, noveno hombre en subirse al box por los caídos y a cuyas estadísticas personales fue el descalabro.

Alex Wood, octavo lanzador sustituto de los locales y responsable de retirar a tres contrarios, se agenció el triunfo.

Este sábado, en el mismo escenario, acontecerá el cuarto pleito, y el equipo californiano iniciará con Rich Hill en el montículo para tratar de emparejar la disput