Dakar quiere regresar a África

AFP

La 41ª edición del Dakar, del 6 al 17 de enero de 2019, tendrá un recorrido de diez etapas y se disputará íntegramente en Perú, indicó este viernes a la AFP Etienne Lavigne, director de la carrera, que busca regresar a África en 2020.

Debido a la retirada en los últimos días de Chile y Bolivia, la prueba, creada en 1978, se desarrollará por primera vez únicamente en un país, con salida y llegada en Lima.

Frente a las dificultades encontradas en Sudamérica, Amaury Sport Organisation (ASO), la empresa que gestiona la carrera, tiene “contactos de alto nivel” con varias naciones africanas, entre ellas Argelia, Namibia y Angola, para posiblemente regresar al continente en el que el Dakar conoció la gloria, reveló Lavigne.

“Vamos a volver a tocar a la puerta de los países que han albergado el Dakar en los últimos diez años para la edición 2020 y si desafortunadamente se confirma que encontramos las mismas limitaciones de austeridad, tendremos que encontrar otros escenarios en otros lugares y ya tenemos las pistas abiertas”, explicó.

La edición de 2018 salió de Lima y atravesó Bolivia antes de acabar en Córdoba, Argentina.

“Es evidente que es un recorrido menos ambicioso que el que inicialmente habíamos previsto, pero seguirá siendo interesante porque vamos a hacer más densas las etapas en entornos muy bellos, de dunas de arena”, explicó Lavigne.

– Argelia, conversaciones abiertas –

“Vamos a estar al 100% Dakar en términos de navegación, de superación de dunas y de pilotaje en ese maravilloso desierto peruano”, añadió.

En consecuencia, “será un Dakar muy comprometido físicamente, que necesitará de una muy buena condición física y de técnicas de superación que no son dominadas por todo el mundo”.

Tras la retirada de Peugeot Sport, ASO podría enfrentarse a un descenso en el número de participantes en la próxima edición, especialmente en el nutrido grupo de argentinos.

Sobre el regreso a África, el director de la prueba dijo: “Ya hemos llevado el Dakar a Sudáfrica y a Egipto, lugares verdaderamente mágicos”.

“Si no podemos quedarnos en Sudamérica, hay que encontrar países que puedan tener geografías que puedan permitir imaginar diez o doce días de competición”, añadió.

“Se pueden encontrar, con la condición de tener un poco de tiempo para anticiparlo”, continuó.

El Dakar había abandonado África por razones de seguridad, que provocaron la anulación de la edición de 2008. Desde 2009 se corre en Sudamérica.

Desde hace varios años ASO tiene como proyecto crear un rally ‘Dakar Series’ en Argelia, pero las conversaciones abiertas podrían desembocar finalmente en la joya de la corona.